MUJERES Y MIGRACION

Oramos por las mujeres que son detenidas, deportadas y separadas de sus esposos, hijos e hijas.

Pedimos por las mujeres que son víctima de violencia en sus países de origen y que se ven en la necesidad de cruzar fronteras para salvar su vida.

Pedimos por las mujeres que ante la pobreza y miseria que sufren al ver a sus hijos, hijas, nietos y nietas con hambre tienen que emigrar; desplazarse para conseguir el alimento.

Pedimos por las mujeres que lloran porque algun hijo o hija desapareció en la ruta migratoria y llevan el luto y un profundo pesar en el corazón.

Pedimos por las mujeres refugiadas que siguen luchando en el país que las recibió para ser realmente integradas en la comunidad.

Pedimos por las mujeres, muchas de ellas, niñas que por los misiles y bombas en Siria huyen para salvar la vida.

Pedimos por las mujeres trabajadoras agrícolas que por períodos largos de tiempo viven alejadas de sus comunidades y familiares.

Pedimos por las mujeres víctimas y sobrevivientes de trata de personas.

Pedimos por las mujeres que por defender sus territorios: montañas, rios, lagos, y bosques son perseguidas; amenazadas y obligadas a huir junto a familares para salvar su vida.

Pedimos por las mujeres de los pueblos originarios víctimas de racismo, abandono, exclusión y trata laboral.

Pedimos por las mujeres migrantes, refugiadas y sobrevivientes de trata que se han vuelto esperanza y ejemplo de lucha; mujeres que con su fe, trabajo, persistencia se han vuelto misioneras y constructoras de realidades de luz y resurrección.

Pedimos por las aeromosas para que su trabajo sea signo visible de la belleza del encuentro personal, afectuoso y tierno con personas en movilidad.

Pedimos por las esposas e hijos de pescadores para que con su trabajo digno y bien remunerado puedan vivir con dignidad.

Pedimos por las mujeres que ayudan a las mujeres migrantes, refugiadas, desplazadas, víctimas y sobrevivientes de trata y a sus familiares.

Sí, pedimos a Dios, y también pedimos a los estados la creación de políticas y programas para acoger, proteger e integrar a las personas migrantes, desplazadas, refugiadas y victimas y supervivientes de trata.

Y pedimos a los organismos de las Naciones Unidas para que además de responder de forma humanitaria y con otras acciones positivas, se empeñen y no escatimen esfuerzos en defender, incidir, señalar y denunciar de forma clara y contundente acciones de los Estados, que con unas políticas y ausencia de otras, originan los desplazamientos de cientos de miles de MUJERES Y HOMBRES.

Pedimos por Nuestra Iglesia que es Madre, Esposa, Maestra y Migrante para que en cada uno de sus Pastores y fieles sensibilizados para atender y proteger a las personas en movilidad se plasme el amor nacido del seno del Padre.

Texto: JLCT

EL REPROCHE

En la ciudad de Piacenza Italia en 1887, en un escrito llamado “La Emigración italiana en América” Monseñor Juan Bautista Scalabrini nos da a conocer una experiencia de vida.

Cuenta cómo los migrantes italianos en Sudamérica hacen llegar su voz a través de un viajero que llegó a visitarle. Le piden que le cuente a Monseñor que recuerdan siempre sus consejos, que rece por ellos y que les mande un sacerdote, porque allá se vive y se muere como bestias.

Monseñor Juan Bautista Scalabrini confesó que ante el sufrimiento y el dolor de las personas migrantes que han sido objeto de prepotencias, con mucha frecuencia impunes; sin el consuelo de una palabra amiga, la llama de la vergüenza cubrió su cara y se sintió humillado en su calidad de sacerdote y de italiano. Cuenta que se preguntó una vez más cómo ayudarlos y termina diciendo, en esa parte del texto, que ese saludo de los hijos lejanos le sonó como un reproche.[1]

He querido titular estas líneas “El Reproche” porque sin duda las palabras de Monseñor Juan Bautista Scalabrini suenan tan actuales que parece las está pronunciando en este tiempo y en este lugar. Y más que las palabras de monseñor Scalabrini, la realidad y la vida de las personas migrantes, desplazadas, refugiadas, víctimas y sobrevivientes de trata son un reclamo, son un reproche que debería avergonzarnos.

LEER DOCUMENTO COMPLETO: El Reproche

[1] Scalabrini, Una Voz Viva. (Ediciones Scalabrinianas Numero 2 2004). Monseñor Juan Bautista Scalabrini fue llamado por el Papa Pio XII “Padre de los Migrantes” y por el Papa Juan Pablo II durante la homilía de la beatificación el 9 de Noviembre de 1997 le llamó “Padre y Guía Seguro de los Migrantes.”

PMH CEG / CLAMOR: HACIA LOS PACTOS GLOBALES

Desde esta Oficina Nacional de Pastoral de Movilidad Humana de la Conferencia
Episcopal de Guatemala, presidida por Monseñor Álvaro Ramazzini, Obispo
de la Diócesis de Huehuetenango y Presidente de la Comisión Episcopal de
Justicia y Solidaridad queremos hacer llegar a usted este folleto que contiene el
material facilitado por la Sección Migrantes y Refugiados del Dicasterio para
el Desarrollo Humano Integral del Vaticano ¨Hacia los Pactos Globales sobre
Migrantes y Refugiados 2018.

Obedeciendo a la voluntad del Papa Francisco, hemos sido partícipes en los
procesos de consulta para los pactos y específicamente desde la Red Eclesial
Latinoamericana y Caribeña de Migración, Desplazamiento, Refugio y Trata
de Personas -CLAMOR hemos contribuido para la realización del Mensaje
de Posicionamiento Regional y de un Documento Operativo que CLAMOR
presentó en el encuentro sobre el Marco Integral Regional para la Protección
y Soluciones en San Pedro Sula, Honduras. Estos documentos los ponemos
también en sus manos como un instrumento de reflexión, discusión y análisis.

Que las Arquidiócesis, Diócesis y Vicariatos apostólicos, sus parroquias,
congregaciones religiosas, movimientos, escuelas y organizaciones de sociedad
civil, puedan encontrar directrices para Acoger, Proteger, Promover e Integrar a
las personas migrantes y refugiadas.

Les invitamos a involucrarse con ánimo, con pasión y con una gran sensibilidad.
Que la Sagrada Familia desplazada y refugiada nos inspire a vivir el mandato de
la hospitalidad.

Pastoral de Movilidad Humana
Comisión Episcopal de Justicia y Solidaridad
Conferencia Episcopal de Guatemala

DOCUMENTO COMPLETO EN PDF:  libro hacia los pactos globales 2018

Migrantes y Refugiados: Hombres y Mujeres que buscan la Paz

Foto: PMH-CEG

MENSAJE DEL SANTO PADRE
FRANCISCO
PARA LA CELEBRACIÓN DE LA
51 JORNADA MUNDIAL DE LA PAZ

1. Un deseo de paz

Paz a todas las personas y a todas las naciones de la tierra. La paz, que los ángeles anunciaron a los pastores en la noche de Navidad[1], es una aspiración profunda de todas las personas y de todos los pueblos, especialmente de aquellos que más sufren por su ausencia, y a los que tengo presentes en mi recuerdo y en mi oración. De entre ellos quisiera recordar a los más de 250 millones de migrantes en el mundo, de los que 22 millones y medio son refugiados. Estos últimos, como afirmó mi querido predecesor Benedicto XVI, «son hombres y mujeres, niños, jóvenes y ancianos que buscan un lugar donde vivir en paz»[2]. Para encontrarlo, muchos de ellos están dispuestos a arriesgar sus vidas a través de un viaje que, en la mayoría de los casos, es largo y peligroso; están dispuestos a soportar el cansancio y el sufrimiento, a afrontar las alambradas y los muros que se alzan para alejarlos de su destino.

Con espíritu de misericordia, abrazamos a todos los que huyen de la guerra y del hambre, o que se ven obligados a abandonar su tierra a causa de la discriminación, la persecución, la pobreza y la degradación ambiental.

Sigue leyendo

MENSAJE RED LATINOAMERICANA Y CARIBEÑA DE MIGRACIÓN, DESPLAZAMIENTO, REFUGIO Y TRATA DE PERSONAS -CLAMOR

MENSAJE DELA RED CLAMOR DEL CELAM

Conferencia Regional de San Pedro Sula, Honduras.Monseñor Álvaro Ramazzini, Obispo de Huehuetenango. Presidente de la Comisión Episcopal de Justicia y Solidaridad y de la Pastoral de Movilidad Humana de la Conferencia Episcopal de Guatemala representanto a la Red Eclesial Latinoamericana y Caribeña de Migración, Desplazamiento, Refugio y Trata de Personas -CLAMOR de la Conferencia Episcopal Latinoamericana – CELAM.En el Marco Integral Regional de Protección y Soluciones MIRPS.Dignificando a las Personas migrantes y Refugiadas.

Posted by Pastoral de Movilidad Humana CEG on Sunday, October 29, 2017

Conferencia Regional de San Pedro Sula, Honduras.

Monseñor Álvaro Ramazzini, Obispo de Huehuetenango. Presidente de la Comisión Episcopal de Justicia y Solidaridad y de la Pastoral de Movilidad Humana de la Conferencia Episcopal de Guatemala representando a la Red Eclesial Latinoamericana y Caribeña de Migración, Desplazamiento, Refugio y Trata de Personas -CLAMOR de la Conferencia Episcopal Latinoamericana – CELAM.

En el Marco Integral Regional de Protección y Soluciones.  MIRPS.

Dignificando a las Personas Migrantes y Refugiadas.

DECLARACIÓN DE SAN PEDRO SULA COMO CONTRIBUCIÓN REGIONAL AL PACTO MUNDIAL SOBRE LOS REFUGIADOS

Preámbulo
1.Nosotros, los Gobiernos de Belice,
Costa Rica, Guatemala, Honduras, México y Panamá,
agradeciendo el apoyo de otros países cooperantes, junto con las instituciones nacionales de
derechos humanos,
organizaciones regionales e internacionales, organizaciones de la sociedad civil, la Academia y el sector privado, así como la colaboración como co-organizadores de la Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos (OEA) y de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), con el patrocinio de la Secretaría General del Sistema de la Integración Centroamericana (SG-SICA), la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) y el Sistema de las Naciones Unidas, bajo los auspicios del Gobierno de Honduras, anfitrión de esta Conferencia Regional de San Pedro Sula, que se realiza en seguimiento a la Declaración de Nueva York para los Refugiados y los Migrantes;
2.Constatamos que los movimientos de personas en la región son de carácter mixto y
multic ausales, con particularidades y respuestas propias en cada país, de acuerdo a su legislación interna, que incluyen tanto los factores socioeconómicos, las consecuencias de desastres naturales y cambio climático, así como la violencia y la inseguridad causada por el crimen organizado;
3.Subrayamos la necesidad de diseñar una respuesta integral que atienda las causas que originan estos movimientos así como el fortalecimiento de la protección y la asistencia para atender las necesidades diferenciadas de las personas refugiadas,
solicitantes de la condición de refugiado, desplazadas internas y personas retornadas
con necesidades de protección;
4.Reconocemos la solidaridad y la buena voluntad de los Estados y las comunidades de la región con las personas refugiadas y solicitantes de la condición de refugiado, y mantenemos nuestro compromiso de continuar fortaleciendo la protección internacional y la búsqueda de soluciones duraderas en la región ;
5.Reafirmamos la obligación de los Estados de atender eficientemente los
movimientos migratorios de personas, asegurando el respeto de los derechos humanos de las personas refugiadas y solicitantes de la condición de refugiado , de conformidad con el derecho internacional de los refugiados, el derecho internacional de los derechos humanos y los marcos convencionales vigentes en la región , así como el compromiso de fortalecer la cooperación regional en la materia;
6.Reiteramos nuestro compromiso en la prevención y el combate a los delitos de tráfico ilícito de migrantes y trata de personas así como la atención a las personas víctimas de trata;

Sigue leyendo

MENSAJE DESDE EL VATICANO EN CONFERENCIA REGIONAL SOBRE REFUGIADOS

MENSAJE DEL VATICANO PACTO SOBRE REFUGIADOS

El Sr. Arzobispo Novatus Rugambwa, Nuncio Apostolico de Honduras da lecturava Mensaje del Sr. Secretario de Estado del Vaticano Vaticano Cardenal Pietro Parolin.Mensaje Leido ante participantes de La conferencia Regional de Alto Nivel en Honduras.Marco Integral Rergional de Proteccion y Soluciones. MIRPSEn el Marco del Pacto Global sobre Refugiados.Dignificando a las Personas Migrantes y Refugiadas.

Posted by Pastoral de Movilidad Humana CEG on Saturday, October 28, 2017

El Sr. Arzobispo Novatus Rugambwa, Nuncio Apostólico de Honduras da lectura Mensaje del Sr. Secretario de Estado del Vaticano Vaticano Cardenal Pietro Parolin.

Mensaje Leído ante participantes de La conferencia Regional de Alto Nivel en Honduras.
Marco Integral Rergional de Proteccion y Soluciones. MIRPS

En el Marco del Pacto Global sobre Refugiados.

Dignificando a las Personas Migrantes y Refugiadas.

Red Eclesial Latinoamericana y Caribeña de
 Migración, Desplazamiento, Refugio y Trata de Personas – CLAMOR

Hacia el pacto Global sobre Refugiados 

1. Sin duda alguna una de las realidades que más interpelan nuestro continente es la situación de millones de hermanos y hermanas que víctimas de la violencia o la persecución política, se ven obligados a huir de sus países y solicitar refugio en otra nación, donde anhelan encontrar una oportunidad para vivir dignamente.

2. Cada refugiado o refugiada, más que una estadística que engrosa los documentos de los órganos oficiales, es un ser humano, que debe ser respetado y promovido en su dignidad y derechos. Sigue leyendo

MENSAJE DE LA PASTORAL DE MOVILIDAD HUMANA. COMISION EPISCOPAL DE JUSTICIA Y SOLIDARIDAD CONFERENCIA EPISCOPAL DE GUATEMALA


MIGRANTES Y REFUGIADOS:

VULNERABLES Y SIN VOZ

“He visto la humillación de mi pueblo en Egipto, y he escuchado sus gritos cuando lo maltrataban sus mayordomos. Yo conozco sus sufrimientos… ” Ex. 3,7

Ver:

La realidad de la vida y experiencias de los migrantes y refugiados, nos interpelan. Deben interpelarnos si somos cristianos.

De enero a junio de este año han sido deportados vía aérea desde los Estados Unidos 14,103 personas (12,562 hombres adultos, 1,393 mujeres adultas, 95 niños/adolescentes y 53 niñas/adolescentes).  Desde México, en el mismo período, han sido deportadas 13,120 personas (8,082 hombres adultos, 2,403 mujeres, 1,685 niños/adolescentes)[1], Cabe destacar que en esta estadística no están incluidos los totales de las deportaciones de unidades familiares y de niños, niñas y adolescentes en vuelos particulares que llegan al aeropuerto de ciudad de Guatemala.  Desde México, vía aérea, de enero a mayo fueron deportados 356 niños/adolescentes y 109 niñas/ adolescentes.[2] Sigue leyendo

WAY OF THE CROSS. MIGRANT JESUS

ExodusFirst Station:
Mary and Joseph Flee to Egypt with the Child Jesus

Biblical Reading: Mt. 2: 13-15
When they had departed, behold, the angel of the Lord appeared to Joseph in a dream and said, “Rise, take the child and his mother, flee to Egypt, and stay there until I tell you. Herod is going to search for the child to destroy him.” Joseph rose and took the child and his mother by night and departed for Egypt. He stayed there until the death of Herod, that what the Lord had said through the prophet might be fulfilled, “Out of Egypt I called my son.”

REFLECTION
The flight to Egypt of Joseph, Mary and Jesus, reminds us of the day we left our homes to go to Canada hoping to provide a brighter future for our families. We remember the faces of our loved ones, the sadness of being separated from each other, not knowing when we shall see each other again.

Our parents, siblings, spouse and children embraced us tightly not wanting us to let go. We tried to overcome the sadness with the bright HOPE that this will allow us to provide a better future for them.

Many of us leave our homelands not as tourists but as domestic helpers, caregivers, workers for McDonald, Tim Horton, and agricultural workers. Some of us flee our countries due to war, poverty, lack of social, economic opportunities, political instability, corruption and uncertainties. As we look back to that day, we see many migrant workers who are now in the same situation we were years ago. Now as Christians let us work together to help our Migrant Brothers and Sisters find the love, joy and support in their new home in Canada.

PRAYER
Dear child Jesus, who in the company of Mary your blessed Mother and of Saint Joseph knew the trials of migration during your exile in Egypt. We pray for the countless migrant, refugee and displaced children who are so like you. May they find work, food and accommodation. May they be received everywhere with love and work in safe and healthy conditions. Lord Jesus, protect them from all danger and harm.

We ask this through Jesus Christ, Our Lord. Amen. Sigue leyendo